Tu piel en forma

La piel es el órgano más grande del cuerpo humano; tiene una superficie de 2 metros cuadrados, un espesor de 0,5 a 4 mm y un peso medio de 5 kg. Actúa como barrera protectora que aísla al organismo del medio que lo rodea, protegiéndolo y contribuyendo a mantener íntegras sus estructuras, al tiempo que actúa como sistema de comunicación con el entorno.Podemos decir que la piel es la frontera entre el medio interior y el exterior. Es un tejido implicado en múltiples funciones del organismo.

Entre otras, ayuda en la depuración de toxinas y se comporta como un órgano respiratorio.

La epidermis tiene el mismo origen embrionario que el sistema nervioso central, lo que explica la relación de la piel con el sistema nervioso y justifica expresiones como “tener los nervios a flor de piel”. La piel es nuestro aspecto exterior, es la imagen que damos a los demás, exterior e interior. Es una frontera que nos permite aceptar o rechazar; en definitiva, comunicar. Es nuestra carta de presentación ante los demás, lo primero que se ve y mostramos, como una ventana indiscreta de nuestro estado general.

UNA PIEL SANA, TERSA, SUAVE Y LUSTROSA INDICA SALUD POR DENTRO Y POR FUERA.

En nuestra sociedad, con el ritmo de vida actual, nuestro organismo y, por supuesto, nuestra piel pueden verse afectados. Para contrarrestar estos efectos y mantener un óptimo estado de salud debemos realizar una dieta adecuada, ingerir los líquidos recomendados, practicar ejercicio físico habitualmente, dormir 7-8 horas al día y evitar tomar tóxicos (como tabaco, alcohol, exceso de sol, etc.). Además, en el día a día y como una excelente ayuda, disponemos de las Sales de Schüssler para mantener nuestra piel en perfectas condiciones.

PÉRDIDA DE ELASTICIDAD

En situaciones de “desgaste extra” del organismo (convalecencia de una enfermedad, dietas de adelgazamiento, etc.) se produce en nuestra piel una pérdida de la elasticidad, con zonas flácidas. Esto se da sobre todo en el abdomen, pero esta pérdida de tensión también se manifiesta en la cara con la aparición de arrugas en párpados y rostro. 

La sal n.º 1 Calcium fluoratum  D6 es reguladora del tejido conjuntivo y devuelve la tersura a la piel.

Tratamiento: 2 comprimidos 3 veces al día. Aplicación de la pomada de la misma sal, mañana y noche, en las zonas afectadas durante 4-6 semanas.

PIEL SECA

La ingesta reducida de líquidos, el exceso de lavado, el envejecimiento o el exceso de radiaciones solares, pueden dejar la piel seca y deshidratada, con zonas agrietadas y endurecidas.

En estos casos aplicaremos la pomada de la sal n.º 1 Calcium fluoratum en las zonas afectadas, ya que restaura el tejido conjuntivo.

Paralelamente, tomaremos la sal n.º 8 Natrium chloratum D6, 2 comprimidos 3 veces al día. Esta sal regula el equilibrio hídrico del cuerpo y normaliza la humedad de la piel.

Tratamiento: 6 semanas.

PIEL IRRITADA

Si tras el afeitado o depilación nuestra piel queda ardiente e irritada, no hay nada como la aplicación de la pomada de la sal n.º 3 Ferrum phosphoricum para aliviarnos inmediatamente.

Esta misma sal aplicada en pomada y tomada de 2 en 2 comprimidos cada 15 minutos durante la 1ª hora refresca y restaura la piel que ha estado expuesta al sol demasiado tiempo.

 

PROGRAMA DE BELLEZA

SUAVE, SEDOSA Y RELUCIENTE OS RECOMIENDO UN TRATAMIENTO DE MANTENIMIENTO QUE PODÉIS HACER 3 VECES AL AÑO.

Tomaremos cada mañana 2 comprimidos de la sal n.º 1 Calcium fluoratum D6 (fortalece y tensa la piel); al mediodía, tomaremos 2 comprimidos de la sal n.º 8 Natrium chloratum D6 (regula el grado de humedad de la piel); y por las noches tomaremos 2 comprimidos de la sal n.º 11 Silicea (estabiliza la estructura cutánea y la alisa).

Todo esto lo combinamos con la pomada de la sal n.º 1 aplicada cada mañana y la de la sal n.º 11 por la noche.

ASÍ, DE UN MODO NATURAL Y RESPETUOSO CON NUESTRO ORGANISMO, MANTENDREMOS EN FORMA NUESTRA PIEL

 

Ediciones Semanticas, S.L. · Ripolles, 60 · 43008 Tarragona
GPI Software - Internet & Web Solutions

Distributed by: TAEMSA