Beneficios de los Probióticos

EN EL TRATAMIENTO DE LA CANDIDIASIS LA SALUD UROGENITAL Y REPRODUCTORA DE LA MUJER DEPENDE ALTAMENTE DE LOS MI- CROBIOS QUE ENTRAN, COLONIZAN O QUE TRANSITORIAMENTE AFECTAN A LA VAGINA. SE RECONOCE QUE LOS LACTOBACILOS TIENEN UN PAPEL IMPORTANTE EN EL MANTENIMIENTO DE UN ESTATUS SALUDABLE.

Dra. Montse Cardona Aparici, ginecóloga adjunta experta en el Hospital Clínic de Barcelona.

Cuando se reduce la presencia de los microorganismos predominantes en la vagina sana aparecen patógenos que son los responsables de las infecciones vaginales.

VULVOVAGINITIS

Son afecciones de causa infecciosa limitadas a la vulva y tracto genital bajo fe- menino, siendo las candidiasis y las vaginosis bacterianas las más frecuentes y las que presentan una tasa de recidivas más alta.

CANDIDIASIS

Las infecciones por hongos son las más frecuentes de las infecciones genitales, (20- 30%), produciendo aumento del flujo vaginal (leucorrea) y prurito vulvar.

Existen una serie de factores que favorecen la aparición de esta infección, entre otros:
el embarazo, el tratamiento antibiótico, la diabetes, las enfermedades o tratamientos que disminuyen la inmunidad y los anticonceptivos hormonales que producen modificaciones en el pH vaginal.
El intestino puede actuar de reservorio y explicar algunos casos de recidivas cuando sólo se realiza tratamiento vaginal. El tratamiento clásico son antifúngicos tópicos u orales.

 VULVOVAGINITIS RECURRENTES

Aunque el tratamiento antimicótico es efectivo, un grupo de mujeres presenta la aparición de 4 o más episodios de candidiasis al año, afectando de manera importante la calidad de vida. Los mecanismos responsables implicados en esta recurrencia son:

· La existencia de un reservorio intestinal. · Reinfecciones por el compañero sexual. · Existencia de una fase en la que los hongos son resistentes a los tratamientos convencionales. 

PROBIÓTICOS

Se definen como microorganismos no patógenos que, una vez ingeridos, ejercen una influencia positiva en la fisiología o la salud del huésped.

Los probióticos protegen al huésped del sobrecrecimiento de patógenos y pueden promover la salud del huésped condicionando la respuesta inmunitaria de la mucosa.

El tratamiento con probióticos no presenta efectos adversos o indeseables. Los más indicados para prevenir y tratar la candidiasis vaginal son los Lactobacilus acidophilus, Lactobacilus rhamnosus y Lactobacilus plantarum.

RECOMENDACIONES DE LA UTILIZACIÓN DE PROBIÓTICOS

Como tratamiento preventivo en las situaciones en que se requiere una reconstitución de la flora vaginal o microflora.

Como complementario del tratamiento convencional, una vez concluido este.

En caso de recidivas, durante 3-4 meses tras la pauta habitual establecida.

 

Ediciones Semanticas, S.L. · Ripolles, 60 · 43008 Tarragona
GPI Software - Internet & Web Solutions

Distributed by: TAEMSA